Clique aqui e Saiba mais

Radio en vivo:

Radio Radio

¿Es posible saber dónde estaba el Edén?

 

Esta es una pregunta que todo lector meticuloso de la Biblia con frecuencia se plantea. Cuando leemos por ejemplo “Del Edén nacía un río que regaba el jardín, y que desde allí se dividía en cuatro ríos menores. El primero se llamaba Pisón, y recorría toda la región de Javilá, donde había oro. El oro de esa región era fino, y también había allí resina muy buena y piedra de ónice. El segundo se llamaba Guijón, que recorría toda la región de Cus. El tercero se llamaba Tigris, que corría al este de Asiria. El cuarto era el Éufrates.” (Génesis 2: 10-14)NVI. Una lectura rápida muestra que, no solo el cristiano sincero puede hacerse estas preguntas, también aquellos cazadores de tesoros, ávidos de mapas secretos y ancestrales; en función del “oro” mencionado y las “piedras preciosas”.

A esta realidad se suma la mención de los ríos “Tigris” y “Éufrates”, nombres que aún hoy podremos identificar en Medio Oriente, específicamente en Irak. El Tigris es el renombrado río oriental que define Mesopotamia con el Éufrates. Y ellos surgen desde las montañas de Anatolia recorriendo todo Irak. Por si fuera poco en nombre “Mesopotamia” significa “tierra entre ríos”.

Un erudito bíblico, que encontró recientemente lo que pueden ser los restos de Sodoma y Gomorra en el fondo del Mar Muerto, dice, que por medio de fotografías de satélite de la agencia espacial de los Estados Unidos, ha localizado el Jardín de Edén en el este de Turquía. Además renombrados investigadores como Michael Sanders, director de expediciones para “Mysteries of The Bible Search Foundation” de Irving, California, una fundación que investiga sobre misterios de la Biblia. Afirmó recientemente que “El estudio cuidadoso de las fotografías tomadas por el satélite de la Administración Nacional de la Aeronáutica y el Espacio, prueban que la Descripción Bíblica del Jardín de Edén completa es literalmente exacta”. No obstante, otros investigadores establecen su ubicación en África. Y aun otros menos escuchados en América.

Frente a esta diversidad de voces, uno se pregunta verdaderamente. ¿Será posible, ya sea a través del estudio profundo de la Biblia, y/o hallazgos arqueológicos, definir el lugar exacto o aproximado de Jardín del Edén, mencionado por las escrituras?

Un detalle que muchos olvidan o pasan por alto, es el llamado “Diluvio Universal”. Este hecho y la magnitud tremenda y universal de sus efectos, cambió toda la geografía del mundo tal como era. El clima y su geografía. Tanto así, que los investigadores infieren que antes existía un solo continente. Esto hace que los actuales ríos, Tigris y Éufrates, irrisoriamente puedan ser los originales, debido a que también habrían sido sepultados y destruidos por el Diluvio; entonces,
¿por qué estos ríos, en la actualidad, tienen los mismos nombres bíblicos? Hay varias teorías, una de ella es que los descendientes de Noé los nombraron como Tigris y Éufrates recordando los ríos que existían antes del Diluvio. Si esto es real o no, no sabemos.

La respuesta a la pregunta si, ¿es posible saber el lugar exacto o aproximado de dónde estaba el Jardín de Edén bíblico? La respuesta es que no existen evidencias, ni arqueológicas, ni teológicas, que respondan, a esta pregunta, de modo definitivo.

Por alguna razón Dios, ocultó de la humanidad este bello jardín. Y borró los rastros del lugar exacto donde toda la historia de la humanidad tuvo comienzo.

Pero hay algo que la Biblia nos ofrece:  que podamos saborear la bendita promesa de Apocalipsis: “Después vi un cielo nuevo y una tierra nueva, porque el primer cielo y la primera tierra habían dejado de existir, lo mismo que el mar. Vi además la ciudad santa, la nueva Jerusalén, que bajaba del cielo, procedente de Dios, preparada como una novia hermosamente vestida para su prometido”. (Apocalipsis 21: 1-2) NVI. Y, además, se describe otro “Edén”, con ríos y maravillas indescriptibles: “Luego el ángel me mostró un río de aguas que dan vida eterna. Ese río salía del trono de Dios y del Cordero, y era claro como el cristal; sus aguas pasaban por en medio de la calle principal de la ciudad. En cada orilla del río había árboles que daban fruto una vez al mes, o sea, doce veces al año. Sus frutos dan vida eterna, y sus hojas sirven para sanar las enfermedades de todo el mundo”. (Ap. 22:1.2) NVI. Aunque para percibir su belleza debemos leer los dos capítulos completos.

¡Alabado sea Dios por estas bellezas que nos tiene preparada! Y que aferrados a la fe y a la salvación gratuita que Él nos ofrece podamos conocer el lugar exacto, pues moraremos allí, en este maravilloso y glorioso “Jardín del Edén” restaurado, en la Tierra Nueva.

Pastor Hugo Gilbert Cantaleano (Licenciado en Teología y Locutor Nacional ISER)

Comente


  1. andrea morales

    hola, como debo interpretar en genesis 3: 22al24….sobre el arbol del bien y del mal….que no alargue su mano y tome tambien del arbol de la vida y coma y y viva para siempre….y demas….
    no soy Adventista pero estudio la Biblia……mmm no es un comentario pero agradeceria su respuesta…de ante mano gracias


    1. Alejandro

      Hola Andrea, en respuesta sobre que dice Génesis 3:22-24, es que Moises expresó no el temor de Dios de que el hombre sea inmortal, sino más bien, que si el hombre viviendo lo que hoy vive, hace y produce tanta maldad, imagina como seria si tuviese acceso al árbol de la vida. El hombre de esa manera seria inmortal, y su capacidad para el mal seria mucho peor. Otra cosa que deja ver es que Dios habia dicho que quien comiera del Arbol del Bien y el Mal, moriria, al no permitirles el acceso al Arbol de la Vida, tambien cumplia con ese mandato. Ademas dentro de los mismos versículos, mas precisamente en el 22, deja una evidencia de la trinidad de Dios, al hablar de “nosotros”, Jehova en ese versiculo hace referencia hacia el mismo en plural, dejando en claro que esta compuesto por varias personas, mas específicamente, Dios Padre, Dios Hijo, y Dios Espiritu Santo.
      Espero esto responda tu pregunta, y por cualquier duda que te surja estamos a tu disposición para poder esclarecerla.
      Te invito a que puedas ingresar al sitio web http://nuevotiempo.org/labibliahabla/, para poder conocer mas sobre la Biblia.
      Saludos