INÉDITO:
  • MIE22:00
REPRISES:
  • DOM08:00
  • DOM00:00
  • LUN15:00
  • MIE14:30
  • JUE13:00
  • SÁB03:00
  • SÁB10:30
  • SÁB16:00

Un análisis a Mateo 16:18


Santa Biblia

Santa Biblia

Introducción
Existen varios estudios sobre este asunto, mucho más detallados. Aquí resumimos de forma práctica las principales conclusiones de esos artículos que pueden encontrar al final de este texto para un estudio más detallado.

Contexto Bíblico
En los versículos previos a esta declaración, Jesús pregunta a sus discípulos “Y vosotros, ¿quién decís que soy yo?” (Mateo 16:15, RVR) a lo que Pedro responde: “Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente.” (v. 16) En el siguiente verso, Jesús bendice a Pedro por esta declaración y en el versículo 18 tenemos la declaración que vamos a analizar brevemente en este texto: “Y yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta Roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.”

Contexto Literario
Por el contexto gramatical, se puede entender que el sujeto en cuestión es Cristo, ya que Él es el centro de Mateo 16:13-18. Este es el contexto literario inmediato. En el versículo 13 Jesús introduce el asunto neurálgico de esta charla con sus discípulos: “Quién dicen los hombres que es el Hijo del Hombre.” (RVR) Está totalmente claro que Jesús quería discutir quien era Él en el concepto de los demás. En versículo 15 vuelve a enfatizar el centro del tema “Y vosotros, ¿quién decís que soy yo?” (RVR) Y allí viene el diálogo y la declaración de Pedro que estamos estudiando. En versículo 18, bien se podría parafrasear las palabras de Cristo de esta forma: “Bien has dicho Pedro, porque así como yo soy el Cristo, tu eres Pedro. Y sobre este Cristo (recordemos que el centro del tema era Cristo y no Pedro) edificaré mi Iglesia.” Pero para entender mejor la relación entre Cristo y la palabra usada Pétra, debemos hacer un análisis más profundo.

Gramática
En Mateo 16:18, el autor de este libro usa dos palabras griegas distintas: Pétros y Pétra respectivamente. Ambas palabras son de la misma familia, la primera es masculina y la segunda femenina.
Antes de seguir, queremos dedicar un párrafo para mostrar un método fácil para analizar algunas palabras bíblicas sin tener un conocimiento profundo del griego y/o hebreo. En 1890, John Strong y otras personas presentaron la Strong’s Exhaustive Concordance of the Bible (Concordancia Exhaustiva de la Biblia de Strong), comúnmente llamada Concordancia Strong. Aquí se encuentran todas las palabras importantes de la Biblia indexadas en un código para que las podamos rastrear fácilmente en la Biblia. Hay dos códigos: Uno comienza con H de hebreo y otro con G de griego. Usaremos esos códigos ahora para entender mejor el uso de las palabras en estudio.
La Palabra Πέτρος (Pétros) tiene el código G4074. Esta palabra se repite 162 veces en 157 versículos. Todas las veces, como es esperado, se refieren al apóstol Pedro. La LXX (Septuaginta) traduce las palabras hebreas “sûr”, “sela‘” e “kep” como Pétros y Pétra indistintamente, favoreciendo la confusión con respecto a esta palabra. Oscar Cullmann defiende la hipótesis de que Khefas el nombre dado a Pedro por Jesús, puede ser traducido como Pétros o Pétra, ya que las tres se refieren a roca o piedra. Con esta argumentación como base, algunas personas dicen que en Mateo 16:18, Mateo usó Pétros en lugar de Pétra para mantener la concordancia de género entre el apóstol Pedro y un sustantivo masculino, Pétros. Un punto interesante es que en Juan 1:42, Kephas es relacionada directamente con Pétros y no Pétra.
La Palabra πέτρα (Pétra, G4073) se repite 16 veces en 14 versículos, de esos versículos, 8 se refieren directa o figurativamente a Cristo, ninguna a Pedro. Así están clasificados estos versículos:
• Mat 7:24 y 25, Lucas 6:48: Parábola de la casa sobre la Roca, refiriéndose a la Roca como Cristo
• Mat 16:18 Versículo en estudio
• Mat 27:51 Cuando Jesús murió el velo del templo se rasgó y se partieron algunas rocas.
• Mat 27:60 y Mar 15:46 se refieren a la roca que hacía de puerta de la tumba de Jesús.
• Lucas 8:6 y 13: Parábola del Sembrador, el terreno con piedras.
• Romanos 9:33: Se refiere a Jesús como “roca de caída” (RVR)
• Apocalipsis 6:15 y 16: En la Segunda Venida, los impíos pedirán a las rocas caer sobre ellos

δὲ πέτρα ἦν ὁ Χριστός
Hay dos textos más que queremos dedicar un espacio aparte:
El primero es 1Pedro 2:7, 8: “Para vosotros, pues, los que creéis, Él es precioso (Cristo); pero para los que no creen, La piedra que los edificadores desecharon, Ha venido a ser la cabeza del ángulo; y: Piedra de tropiezo, y roca que hace caer, porque tropiezan en la palabra, siendo desobedientes; a lo cual fueron también destinados.” (RVR)
En el versículo de arriba se usan dos palabras: roca=pétra y piedra (cabeza del ángulo)=lithos (λίθος). ¿Por qué menciono esto? Si Pedro hubiera tenido un cargo de importancia en la Iglesia Primitiva, podría haber usado Petros en lugar de lithos, o aunque sea Kefas. Pero en lugar de estas palabras, él usó una tercera palabra que más adelante veremos que se aplica a Cristo.
El otro texto que quiero destacar es: “y todos bebieron la misma bebida espiritual; porque bebían de la roca espiritual que los seguía, y la roca era Cristo.” (1 Corintios 10:4 RVR). En este texto, el Apóstol Pablo no deja ninguna duda: δὲ (y) πέτρα (Petra) ἦν (era) ὁ Χριστός (Cristo). Una indicación directa que los discípulos de Cristo le consideraban La Piedra (πέτρα).
Creo que con este breve análisis queda prácticamente descartada la hipótesis de que la palabra Pétra puede aplicarse a Pedro.
Pero podemos hacer un análisis histórico de la posición que Pedro ocupaba en la Iglesia Primitiva antes del año 67 d.C. cuando falleció.

Posición de Pedro en la Iglesia Primitiva
Si Pedro hubiera sido elegido por Cristo como base o pilar de la Iglesia Primitiva, debería haber alguna evidencia de esta posición en la Biblia. Veamos lo que algunos textos nos dicen de la posición o cargo desempeñado por Pedro en la Iglesia Primitiva:

Hechos 10:25 y 26: “Al llegar Pedro a la casa, Cornelio salió a recibirlo y, postrándose delante de él, le rindió homenaje.Pero Pedro hizo que se levantara, y le dijo: ‘Ponte de pie, que sólo soy un hombre como tú.'” Aquí el texto es bastante claro sobre el concepto que Pedro tenía de sí mismo al no aceptar adoración o reverencias.

1 Corintios 3:22 (RVR): “sea Pablo, sea Apolos, sea Cefas, sea el mundo, sea la vida, sea la muerte, sea lo presente, sea lo por venir, todo es vuestro”. Aquí se lo menciona junto a Pablo y Apolos (un predicador poderoso en Corinto, Hechos 18:24).
1 Corintios 9:5 (RVR): “¿No tenemos derecho de traer con nosotros una hermana por mujer como también los otros apóstoles, y los hermanos del Señor, y Cefas?”. Pedro era casado (Mateo 8:14-18; Marcos 1:29-34; Lucas 4:38-41). Por lo tanto, no podría ser un Papa.
Gálatas 2:9 (RVR): “y reconociendo la gracia que me había sido dada, Jacobo, Cefas y Juan, que eran considerados como columnas, nos dieron a mí y a Bernabé la diestra en señal de compañerismo, para que nosotros fuésemos a los gentiles, y ellos a la circuncisión.” Pedro no era la única columna o la base de la Iglesia Primitiva. Ese cargo era compartido entre varios Apóstoles.
Gálatas 2:14 (RVR) “Pero cuando vi que no andaban rectamente conforme a la verdad del evangelio, dije a Pedro delante de todos: Si tú, siendo judío, vives como los gentiles y no como judío, ¿por qué obligas a los gentiles a judaizar?” Pablo y Pedro solían tener diferencias en cuanto a la doctrina y al evangelismo de la Iglesia Primitiva. Pedro creía que el Evangelio era solo para los judíos. Dios tuvo que mostrarle que no era así en una visión relatada en Hechos 10.
Hechos 2:42 (RVR) “Y perseveraban en la doctrina de los apóstoles, en la comunión unos con otros, en el partimiento del pan y en las oraciones.” La Iglesia Primitiva perseveró en la “doctrina de los apóstoles” no solamente de Pedro.
Efesios 2:20 (RVR) “edificados sobre el fundamento de los apóstoles y profetas, siendo la principal piedra del ángulo Jesucristo mismo.” Cristo era la base o la piedra principal de la Iglesia Primitiva y base de la doctrina predicada. La doctrina era fundamentada en los apóstoles.
En el primer concilio Pedro no fue elegido para el principal cargo de la Iglesia, otros apóstoles también participaron de forma importante en el concilio de Hechos 15, como por ejemplo Jacobo. Aquí se puede ver que la dirección de la Iglesia Primitiva era compartida.
Las “llaves de los cielos” no fueron dadas solamente a Pedro (Mateo 16:19) sino también a todos los discípulos (Mateo 18:18).

Cristo como fundamento de la Iglesia
En el Nuevo Testamento existe bastantes textos que se refieren a Cristo como una piedra, como vimos anteriormente. Quiero detenerme en 1 Pedro 2:4-10. Pedro escribió 1 de Pedro desde Roma después del 61 d.C. poco antes de fallecer. Por lo tanto, para esta época debería tener una posición predominante en la Iglesia Cristiana. Aquí, Pedro, presenta a Cristo como la piedra de la edificación espiritual. La palabra griega más usada aquí es Lithos (λίθος G3037) que es una piedra grande o “piedra de molino” (Lucas 17:2 y Mateo 27:60; 28:2). También es usada Pétra, refiriéndose a Jesús. Queremos destacar los versículos 1 Pedro 2:4 -5 “Acercándoos a él, piedra viva, desechada ciertamente por los hombres, mas para Dios escogida y preciosa, vosotros también, como piedras vivas, sed edificados como casa espiritual y sacerdocio santo, para ofrecer sacrificios espirituales aceptables a Dios por medio de Jesucristo.” (RVR) En la teología de Pedro, Jesús es la “piedra viva” en la cual somos edificados espiritualmente, eclesiásticamente. Así como Pablo, Pedro tenía bien claro quién era πέτρα: Cristo.
Creemos que aquí hay suficiente evidencia bíblica sobre este tema. No quedan dudas sobre la posición de Pedro en la Iglesia Primitiva. Entendemos que algunos amigos católicos pueden referirse a la Tradición y el Didaqué (Doctrina de los Doce Apóstoles), inclusive a libros que quedaron afuera del Canon Bíblico (Apócrifos), para probar la posición de Pedro dentro de la Iglesia Primitiva. Queremos destacar que estas obras carecen de veracidad autoral, por tanto no las consideramos en este estudio. La Biblia es una obra que desde su escritura hasta la elección de los libros del Canon Bíblicos fue guiada por Dios, por lo tanto es suficiente para entender la voluntad de Dios y lo que espera de nosotros.

En la Mira de la Verdad es un programa que busca llevar la Biblia (y solamente la Biblia) a todas las personas. La Biblia es la única fuente confiable e inspirada por Dios. Y hace parte de las 5 columnas de la Verdad, que más adelante explicaremos en el programa.

Es nuestro deseo que busques estudiar cada día más la Biblia. Porque seguramente ella cambiará tu vida. ¡Dios te bendiga!

Nelson Wasiuk
Productor En La Mira de la Verdad

Referencias
Gherard Pfandl. Interpretación de las Escrituras. Buenos Aires: ACES págs.: 361-363
Norman Geiler y Thomas Howe. Manual Popular de Dúvidas, Enigmas e “Contradições da Bíblia. São Paulo: Edições Mundo Cristão, págs. 356-358
Jackson Paroschi Corrêa, Pedro e a pedra: um estudo exegético de mateus 16:18 (UNASP, 2003)
Oscar Cullmann. “Pedra”. O novo dicionário internacional de teologia do Novo Testamento. Editado por Colin Brown e Lothar Coenen. Traduzido por Gordon Chown. São Paulo: Edições Loyola, 1977. 3:495-502
www.blueletterbible.org es una herramienta útil para el estudio de las palabras STRONG.

Comparte:


Comenta



  • Natalia em 12 junio, 2013 20:47

    Soy de Paraná Entre Rios y quisiera ver TV Nuevo Tiempo pero por mi señal de cable no puedo.



  • alfonso peña em 22 septiembre, 2013 19:26

    Comentario



  • Alexis em 26 febrero, 2014 20:49

    Gracias por el análisis tan detallado. ¡Bendiciones!