Comparte:


“SUFRIMOS DEMASIADO MALTRATO”


Violencia, golpes, desprecio absoluto. Retenidas a la fuerza, Hilda y su hija llegaron a perder el habla como consecuencia de los terribles maltratos que sufrieron. Lo que nunca imaginaron es que el amor que tanto necesitaban llegaría a través de un medio de comunicación muy especial. ¡Mira el video y cuéntanos cómo te identificas con esta impresionante historia de vida! #SoyUnAngelSoyNT

 

Você está em: Testimonios


Comente